¿Compras a través de Internet? Esto te interesa…

0
74

¿Utilizas Internet? Si eres menor de 70 años, seguramente la respuesta a esta pregunta sea tan obvia como un “sí”, o tal vez sólo lo hagas “de vez en cuando” pero ¿te has parado a pensar en las personas que, aunque quisieran, no sabrían cómo hacerlo?

Según los datos extraídos de Eurostat, mientras que el 68% de los jóvenes (entre 16 y 24 años) cuenta con habilidades avanzadas, tan sólo el 6,5% de los mayores de 65 años cuenta con estas destrezas.

Casi la mitad de las personas entre 65 y 74 años que utilizan internet cuentan con habilidades digitales bajas.

Cada 1 de octubre, por el Día Internacional de las Personas de Edad, la ONU nos recuerda que la “igualdad digital” debe incluir a todos los segmentos de la sociedad, independientemente de la edad.

El secretario general de las Naciones Unidas señaló que las personas de edad “son tal vez quienes más apoyo necesitan” para encarar el reto que plantea la creciente dependencia tecnológica del mundo actual.

¿Dependencia Tecnológica? ¿Internet sin personas mayores?

En los últimos años, el mundo ha experimentado una rápida innovación tecnológica y digital, la mitad de la población mundial pasa su tiempo conectado a Internet.

Un sondeo de 2019 mostró que en la Unión Europea sólo uno de cada cinco encuestados de 75 años o más participa al menos ocasionalmente en actividades de internet, en comparación con el 98% de los que tienen entre 16 y 29 años.

Además, el confinamiento producido por el Covid-19 ha acelerado y expandido aún más un mundo que ya era claramente digital.

Hogares hiperconectados a Internet, el teletrabajo, padres y madres ayudando a sus hijos a terminar los deberes en plataformas ‘online’, mensajes de cariño en ’Apps’ de mensajería, fotos y audios de los aplausos en balcones en Instagram, quedadas para el aperitivo a través de videoconferencias grupales, aprendizaje a través de videotutoriales de Internet, ver series y películas en las plataformas de streaming… la lista es larga.

Pero ¿qué pasa con las personas mayores?

Todo tiene un lado positivo, ya que muchos de nuestros mayores tuvieron que adaptarse a las nuevas tecnologías si querían algo tan simple como comunicarse con sus seres queridos.

Los hijos y nietos se convirtieron en “profesores improvisados” y enseñaron a muchas de las personas mayores a “digitalizarse” y aprender un mínimo de las nuevas tecnologías, pero no es suficiente.

La pandemia también trajo consigo el fomento de la digitalización de las competencias públicas. Hoy en día, para hacer una simple gestión ya no basta con llamar por teléfono o, en el caso de las personas más mayores, acudir directamente al lugar del que necesitan atención.
Vemos como muchas gestiones administrativas se han vuelto complejas de realizar a través de Internet para una persona joven, qué decir pues para una persona que ni siquiera sabe cómo funciona un smartphone.

La población española es la segunda que más envejece a nivel mundial.

Ante esta situación y con la presencia de las Tecnologías de la Información y la Comunicación, las redes sociales y el uso de internet en la vida cotidiana, es necesario dar una respuesta a este colectivo.

¿Cómo podemos cambiar esta situación?

A través de las grandes compañías y más aquellas entidades dedicadas a las personas mayores, como es el caso de Ballesol –residencias geriátricas y apartamentos tutelados– con más de 40 años en el sector y más de 50 residencias repartidas por toda España, se mantienen fieles al compromiso de integrar a las personas mayores en todos los ámbitos de la sociedad.

Por eso, se ha puesto a disposición de sus residentes el proyecto “Mayores Digitalizados” que, impulsado por SECOT (Seniors Españoles para la Cooperación Técnica) busca digitalizar a las personas mayores, reduciendo así la brecha digital.

Actualmente y bajo el título “Tablets y móviles: ¿les das una oportunidad?”, se están impartiendo cursos en la residencia de ancianos en Málaga, Ballesol Cerrado de Calderón.