Científicos españoles descubren una novedosa técnica contra el Parkinson

0
72

Científicos españoles descubren una novedosa técnica contra el Parkinson. El cerebro está resguardado por una barrera hematoencefálica que actúa como un escudo contra infecciones, sustancias tóxicas y otros peligros que puedan dañar el sistema nervioso central e impiden un tratamiento eficaz contra el Párkinson.

Avance Médico contra el Párkinson

A pesar de su importancia, esta barrera también limita la administración de ciertos tratamientos para trastornos neurológicos como el Parkinson, lo que representa un obstáculo en la búsqueda de soluciones para estos problemas de salud.

Científicos españoles han comprobado que es factible abrir temporal y selectivamente una sección de la barrera hematoencefálica utilizando una técnica de ultrasonido de baja intensidad (LIFU). Esta técnica permite acceder a objetivos específicos asociados con el Parkinson.

El equipo liderado por José A. Obeso del Centro Integral de Neurociencias HM CINAC en el Hospital Universitario HM Puerta del Sur (Madrid), logró utilizar la técnica LIFU para hacer atravesar una barrera hematoencefálica selectivamente en áreas cerebrales relacionadas con el Parkinson en seis macacos, utilizando un vector viral.

Este proceso se demostró ser seguro, no invasivo y factible, lo que llevó a la expresión proteica y, por lo tanto, se cree que tiene un gran potencial terapéutico, según explican los investigadores.

Según Obeso, «hasta ahora nunca se había demostrado que un vector viral pudiera ser expresado de forma completamente focal y alcanzar ciertas áreas. Hemos abierto la posibilidad de dirigirse a zonas específicas del cerebro y proporcionar un tratamiento terapéutico».

Además de en modelos animales, el equipo también ha demostrado la apertura de la barrera hematoencefálica en tres pacientes con Parkinson, aunque en estos casos no se administró el vector viral.

¿Para cuándo estará disponible este tratamiento contra el Parkinson?

El equipo planea comenzar un ensayo clínico el próximo año.

El objetivo es poder tratar a los pacientes en las primeras etapas de la enfermedad, cuando la pérdida de neuronas dopaminérgicas típica del trastorno se produce en áreas muy localizadas.

La capacidad de abrir la barrera hematoencefálica de forma temporal y en áreas específicas sería esencial para combatir la neurodegeneración temprana, según el investigador.

Obeso destaca que actuar de manera focal es una ventaja en el tratamiento precoz.

¿Sabías que…?

Cada vez hay más ingresos de personas mayores que buscan abordar la Enfermedad de Parkinson de manera especializada e interdisciplinar para ser lo más autónoma posible en las actividades de la vida diaria.

En España, se estima que al menos 150.000 personas están diagnosticadas con la enfermedad de Parkinson y, según la Sociedad Española de Neurología (SEN), esta patología se diagnostica a 10.000 personas cada año.

Cada residencia de ancianos y los apartamentos tutelados Ballesol, una de las compañías líderes en España en la atención a personas mayores y dependientes con más de 40 años de experiencia en el sector, con las mejores instalaciones y con residencia de mayores Parkinson a tu disposición, puede ser la opción ideal para las personas mayores con Parkinson.

También te puede interesar:«¿Cómo afecta el Parkinson a las personas mayores?»

¿Por qué elegir una residencia de ancianos?

En una residencia ancianos están capacitados desde un punto de vista sociosanitario, estructural y tecnológico para contar tanto con residentes autónomos como personas mayores que presenten diferentes grados de dependencia, mejorando la calidad de vida del usuario y las familias, brindando una adecuada cobertura de sus necesidades.

Ballesol pone a tu disposición, a lo largo de la geografía española, residencias que cuentan con unidades especializadas con las mejores comodidades, destinadas a:

  • Personas mayores de 60 años.
  • Personas autónomas.
  • Personas con autonomía reducida.
  • Personas con diferentes grados de dependencia.
  • Personas que precisan de cuidados de profesionales expertos, por ejemplo, para estancia tras intervención osteoarticular, recuperaciones post-operatorias
  • Personas con diferentes tipos de demencia: residencias Alzheimer, demencia avanzada…
  • Personas que presenten diferentes tipos de trastornos neurológicos: sensitivo-motores, hemiplejias, paraplejias, secuelas de politraumatismos severos, susceptibles que necesiten una residencia rehabilitación, recuperaciones de ictus, etc.
  • Personas diagnosticadas de: Síndrome de Down, Síndrome de Usher, oligofrenias severas, enfermedad de Huntington, esquizofrenia, otros trastornos, Parkinson –residencia de mayores Parkinson-.
  • Personas que por consecuencia de pérdidas anatómicas o funcionales, necesiten la asistencia de otra persona para realizar las actividades básicas de la vida diaria y buscan, por ejemplo, una residencia para personas con artritis.
  • Personas que no necesiten atenciones de forma continuada en instituciones sanitarias pero si de profesionales de la salud, por ejemplo, una residencia con fisioterapia.
  • Personas que, por descanso de un familiar –respiro familiar– necesitan el apoyo de la residencia de forma temporal.